Informe especial

1984: el año que los Bulls eligieron en el draft a Jordan... y a Carl Lewis

08:49 19/06/2020 | Es el año más importante en la historia de Chicago Bulls, ya que seleccionaron al jugador que les cambió la historia. Pero pocos saben que también adquirieron los derechos sobre Lewis.

Lewis en 1984

El año 1984 es muy importante para la historia de Chicago, y también para el protagonista central de esta historia. Ese año, en el draft de la NBA, los Bulls elegirían a Michael Jordan en un inexplicable pick número 3, detrás de Hakeem Olajuwon y Sam Bowie, y cambiarían el futuro de su franquicia, hasta convertirla en la más popular de los últimos 35 años. 

La llegada de Jordan cambió un destino que, hasta ahí, nunca había sido demasiado importante ni significativo, ni tampoco había estado cerca alguna vez de conseguir algo. Una historia deportiva intrascendente, más allá de la importancia de la ciudad para la NBA. 

Lo que pocos saben o recuerdan es que en ese 1984, los Bulls elegirían a otro nombre importante, aprovechando que en ese entonces se realizaban 10 rondas y podían darse el lujo de pifiarle o, incluso, de realizar un homenaje. 

De alguna manera, fue lo que ocurrió. En la décima ronda, con la última elección que les quedaba, los Bulls seleccionaron a Carl Lewis. Lewis era en ese entonces el atleta más popular de los Estados Unidos, pese a que todavía no había participado de ningún Juego Olímpico, ya que fue uno de los perjudicados por el boicot de Estados Unidos a Moscú en 1980, cuando él tenía 19 años pero ya era de los mejores en sus especialidades.

La elección de Chicago tuvo más que ver con eso que con otra cosa. De hecho, Lewis también había sido elegido un par de meses antes en el draft de la NFL. Carl nunca había jugado ni fútbol americano ni básquetbol en su Universidad, pero quedaba bien "regalarle" esa mención. 

Lewis nunca visitó Chicago Bulls, obviamente, ni fue compañero de Michael Jordan, aunque un destino común muy próximo los uniría. Ambos participaron, 40 días después del draft de la NBA, en los Juegos Olímpicos de Los Ángeles, que significaron el oro de Jordan con EEUU y la explosión a nivel mundial de Lewis, que se llevó 4 medalles de oro con 23 años: 100 y 200 metros llanos, 4x100 y salto en largo. 

En ese 1984, Lewis ganó casi un millón de dólares siendo un atleta de un deporte que no tenía estrellas con su carisma, mientras que Jordan apenas hizo la mitad en los Bulls. Poco después, ambos seguirían el mismo camino, fichando por Nike. Ahí, Mike, como siempre, compitió y le ganó por amplia diferencia. 

Compartir

 



X