NBA

Michael Jordan estuvo cerca de llegar a Los Angeles Clippers... dos veces

16:29 31/07/2020 | En 1984 y 1988 los Bulls casi perdieron al escolta en manos de los californianos. En ninguna de las oportunidades las negociaciones prosperaron.

Jordan estuvo dos veces cerca de Clippers (Foto: News Break)

Ayer volvió la NBA y hubo clásico californiano entre Lakers y Clippers. Precisamente por eso es un buen momento para recordar que el mismísimo Michael Jordan estuvo cerca de jugar en el segundo de los equipos mencionados. No solo una, sino dos veces pudo haber llegado al más joven conjunto de Los Angeles. 

De acuerdo con la edición del 17 de junio de 1984 del Chicago Tribune, los Bulls estaban interesados en adquirir a Terry Cummings, quien era un jugador prometedor que se desempeñaba de alero y que había promediado más de 22 puntos en sus primeros dos años en la NBA. También tenía otro plus: era nacido y criado en la Ciudad del Viento.  

El acuerdo sería a tres bandas y también estarían involucrados los Mavericks. Cummings iría a Chicago y la tercera selección del Draft de aquel año se mudaría a Los Angeles. Aquel sorteo fue legendario y muchas leyendas universitarias estaban listas para dar el salto. Curiosamente, uno de esos talentosos imberbes era Jordan, proveniente de North Carolina.  

Al final en el pick uno fue elegido Hakeem Olajuwon, en el dos Sam Bowie y en el tres Michael. Sin embargo, las negociaciones no prosperaron y el bueno de Jordan arribó a Chicago Bulls, adonde llegaba como un chico que podía (o no) explotar en la NBA.  

El segundo quimérico trato lo contó Sam Smith en su polémico libro The Jordan Rules. Habían pasado cuatro años de aquel frustrado traspaso y Michael estaban en un gran momento. Venía de ser MVP con 35.0 puntos de promedio, mejor defensor y líder anotador, pero todavía quedaban dudas en la franquicia acerca de su liderazgo, ya que no había podido llevar a los suyos hacia el campeonato.  

Donald Sterling quería tenerlo y sus ojos se abrieron como alguien que ve un muerto cuando se enteró que los Bulls sondearon el mercado. ¿El trato? Una combinación de cinco jugadores a elección y/o picks del Draft.  

Nadie sabía los nombres de los involucrados, pero lo importante eran los dos picks Top-6 del Draft de 1988. Rik Smits, un gran interno anotador, y Mitch Richmond, una estrella universitaria, podían llegar a ser los elegidos por Krause y Reinsdorf en el sorteo.  

Nada prosperó y Chicago no levantó el pulgar. Apostó por Jordan y recibió una gran recompensa. Michael le dio seis anillos a la ciudad, tal y como les había prometido a los fanáticos del equipo al llegar. ¿Y los Clippers? Van en busca de su primer campeonato. ¿Será este año? 

 

Ignacio Miranda/ [email protected]
En Twitter: @basquetplus
En Twitter: @nachomiranda14

Compartir

 



X