Informe

Grandes extranjeros que pasaron por la Liga: Glenn Mosley

13:40 18/04/2020 | Aprovechamos el parate del básquet mundial para seguir indagando en la rica historia de nuestra Liga. Hoy recordamos a un crack: Glenn Mosley, campeón con Ferro en 1985.

Mosley en la foto del equipo campeón de 1985, junto a la locomotora del tren (Foto El Gráfico)

Los comienzos de la Liga Nacional en Argentina tienen mil anécdotas en las que, muchas de ellas, demuestran la pasión y locura que se vivía en los primeros años de una competencia que exaltó los corazones de todos los amantes del básquetbol en la Argentina. 

Indudablemente, Ferro fue el primer gran campeón que tuvo la competencia, y para ese 1985 en el que arrancó oficialmente la temporada tras la de transición de 1984, armó un plantel de temer: Cortijo, Darrás, Maretto, Uranga, Maggi, Belli, Tourn... y dos extranjeros que no duraron demasiado: Brent Tillman y Lonnie MacFarlan. El entrenador era Luis Martínez. 

Tillman duró 6 partidos y fue reemplazado por Ron Charles, que traía un antecedente interesante: ser compañero de Magic Johnson en Michigan State. MacFarlan, que era un gran anotador, se fue tras 12 partidos y el que llegó en su reemplazo tenía una carpeta digna de un crack: Glenn Mosley. "El fichaje se hizo a través de Fernando Bastide por sus contactos con Richard Keiner. Fue muy recomendado y sus antecedentes eran excelentes. Nuestros primeros americanos no habían rendido y para pelear el campeonato con chances decidimos cambiar. No nos equivocamos", recuerda Luis Martínez.

Mosley, para tener una idea, había sido primera ronda del draft en 1977, con el número 20, elegido por Philadelphia Sixers. Había estudiado en la prestigiosa Universidad de Seton Hall y llegó a jugar 35 partidos en la NBA entre Philadelphia (77/78) y San Antonio Spurs (78/79). 

Luego se fue a Europa, jugando para Treviso y Limoges de Francia, y terminó arribando a la Argentina para jugar en un país absolutamente desconocido para un ex-NBA. Pero Mosley llegó (tenía 29 años) y la rompió en mil pedazos. Era un alero de 2.03, con tiro externo aunque no de tres puntos, y una enorme calidad para jugar. 

En esa temporada, la única que jugó en la Argentina (no se le conocen más equipos luego de su paso por la Liga Nacional), terminó con 21 puntos y 10.4 rebotes de media, más 2.4 robos, en 26 partidos. Martínez refleja lo que significaba Mosley con una historia: "Debíamos jugar contra Estudiantes de Bahia la semi y le dije si se animaba a defender a Fefo Ruiz. Me preguntó si tenía un video y se lo mostré. Vio 5 minutos y me respondió "no problem coach". Se fue y al día siguiente lo borro de la cancha". Ese era Mosley, uno de los primeros cracks de nuestra Liga Nacional.

 

Fabián García / [email protected]
En Twitter: @basquetplus

Compartir

 



X