Las mejores casas de apuestas de baloncesto - recomendaciones de Legalbet
NBA

Kevin Garnett y un traspaso increíble que hizo historia

16:45 19/05/2024 | El ex Wolves está cumpliendo 48 años y repasamos su llegada a Boston Celtics que significó el ingreso de 7 jugadores a Minnesota a cambio de los servicios de KG. Más tarde llegaría el anillo a Massachussets.

Kevin Garnett y uno de los traspasos más grandes de la historia (Getty).

El 31 de julio de 2007, ocurrió un terremoto que sacudió la NBA: Kevin Garnett, un hombre que llevaba 12 temporadas y sumaba 927 partidos con los Timberwolves, abandonaba Minnesota para llegar a los Celtics. A cambio, los de verde dieron a Al Jefferson, Ryan Gomes, Sebastian Telfair, Gerald Green, Theo Ratliff, más dinero, una elección de primera ronda de Boston del Draft de la NBA de 2009 y una elección de primera ronda de Minnesota del mismo draft que poseían del traspaso entre Ricky Davis y Wally Szczerbiak en 2006 no protegidas. En otras palabras: siete jugadores por uno solo, una absoluta barbaridad que supuso el mayor intercambio de la historia de la NBA. Jamás se habían dado tantas piezas por un solo jugador. 

Sin embargo esta traspaso es entendible de cierta forma. Garnett, unido emocional y sentimentalmente a los Timberwolves, pidió el traspaso tras tres temporadas consecutivas sin pisar playoffs,  algo que no hicieron desde 2004, cuando llegaron a las finales de la Conferencia Oeste tras una serie titánica ante los Kings (4-3 con una victoria final en el Target Center) y cayeron ante los Lakers de videojuego (Kobe, Shaq, Payton y Malone) por 4-2 y con muchas lesiones. Se preveía entonces la dinámica ascendente de una entidad muy joven cuyo resultado entonces fue absolutamente tremendo: mercado pequeño, apenas 15 años de historia tras aterrizar en la NBA en la expansión de 1989 y una referencia como Garnett que se hizo con el MVP en ese 2004 que ya queda muy lejano. Sin embargo, las cosas no salieron bien, el equipo se hundió y Garnett pidió salir.
 

Cuando Kobe pidió el traspaso ese mismo verano y se reunió con Jerry Buss y Phil Jackson, el Doctor le explicó: “Si tuviera un diamante de cuatro quilates, ¿crees que lo cambiaría por cuatro de un quilate cada uno? Pues no, en un valor jamás conseguiremos un valor equivalente al que tu aportas al equipo”. Al dueño de los Lakers y su inabarcable visión de futuro en todos los aspectos de la vida, no le faltaba razón. Kobe no salió, pero Garnett sí, y por muchas piezas que recibieran los Wolves en el traspaso, incluida alguna muy interesante como la de Al Jefferson, jamás remontaron el vuelo y no regresaron a playoffs hasta 2018. 

La marea verde creó ese año uno de los entramados defensivos más impresionantes de la historia, provocando que sus rivales sumaran el peor porcentaje en tiros de campo de toda la liga y, a la vez, el mayor promedio de pérdidas. Y todo gracias a Garnett, Mejor Defensor y tercero en las votaciones para un MVP que ganó Kobe Bryant, derrotado junto a sus Lakers en esas Finales, las de 2008. 

Compartir

 



Las mejores casas de apuestas de baloncesto - recomendaciones de Legalbet