NBA

Michael Porter Jr, la joya de los Nuggets

08:42 16/08/2020 | El joven había sido una de las principales figuras de su camada, pero cayó hasta el puesto 14 del Draft de 2018 por una lesión en la espalda.

Foto: NBA

Fuera del grupo de estrellas que suelen dar la nota como Dame Lillard, Luka Doncic, Anthony Davis o Giannis Antetokounmpo, de las figuras en ascenso como Devin Booker o de las sorpresas como TJ Warren, una de las grandes apariciones de la burbuja ha sido Michael Porter Jr. El novato de los Denver Nuggets dio muestras de su talento en estos últimos partidos y les recordó a todos por qué había sido uno de los prospectos más interesantes de su camada. Es un buen momento para repasar su historia.

Nacido en junio de 1998 en Columbia, Missouri, el joven comenzó a destacarse en el básquet de secundario por su innegable mezcla de talento, potencia física y efectividad. Pasó por la Father Tolton Regional Catholic High School de su ciudad natal, pero continuó su desarrollo en la Nathan Hale High School de Seattle. Allí, durante su año senior, registró promedios que lo pusieron en el foco de la escena nacional: 36,2 puntos y 13,6 rebotes para liderar a su escuela hacia el título estatal.

Catalogado como un proyecto de cinco estrellas por todos los sitios especializados, Porter Jr. se comprometió con la Universidad de Washington State. ¿La razón? Su padre era el entrenador asistente del equipo. Sin embargo, el programa despidió a todo el staff técnico y Porter Sr. pasó a formar parte de Missouri. Entonces, su hijo rompió el compromiso y se sumó a esa institución. Desafortunadamente, sufrió una lesión de espalda en el primer partido de su temporada de debut y debió operarse. Apenas disputó tres encuentros y se declaró elegible para el Draft de 2018, al que hubiese llegado como uno de los máximos candidatos al podio si se mantenía sano.

La realidad indica que Porter Jr. cayó hasta la posición número catorce, en la que los Nuggets decidieron seleccionarlo a pesar de sus problemas físicos. Apostaron por él, incluso cuando tuvo que someterse a otra cirugía y se perdió toda la campaña 2018/19. Debutó en octubre del año pasado y poco a poco mostró signos de mejora, hasta que explotó tras la reanudación. Desde entonces, promedia 23,8 puntos y 9,2 rebotes. Pero lo que más asombra es su eficiencia: 56,8% en tiros de campo y 46,3% en triples. Gracias a eso, fue escogido en el segundo Mejor Quinteto de la burbuja. Un premio al esfuerzo, al trabajo duro y a la confianza. Este último, un concepto que quizás le dé a Denver un valor en el que apoyarse por muchos años.

Compartir

 



X