Liga Nacional 2019/20

Marcos Mata, el jugador de la década de la Liga Nacional

11:00 30/12/2019 | El de San Lorenzo es una de las grandes figuras de Argentina y sus campeonatos, menciones honoríficas y premios lo demuestran.

Mata es una leyenda viviente (Foto: La Liga Contenidos)

Sísifo era el fundador y rey de Éfira, también un comerciante y navegante con mala fama que, por sus actos en el mundo de los vivos, fue castigado por Tánatos y enviado al inframundo a cumplir su condena. Tras un efímero escape a la realidad, éste volvió abajo de la tierra y fue obligado a cargar una enorme piedra cuesta arriba por una montaña empinada. Sin embargo, antes de llegar a la cúspide, la roca siempre volvía a rodar hacia abajo y el condenado tenía que empezar de nuevo a cargarla, una y otra vez hasta conseguir el objetivo. 

Marcos Mata no fue condenado como Sísifo, pero siempre parece llevar la pesada piedra de comenzar de nuevo el camino hacia la gloria. El resto de los mortales se hubiera conformado con los campeonatos en Peñarol. Algunos otros más ambicios hubieran colgado las zapatillas tras devolver el prestigio al equipo azulgrana. El alero no es ninguno de ellos, ni siquiera parece mundano. Inconforme, hambriento y perfeccionista, el de San Lorenzo sigue en busca de títulos como el de Éfira en busca de la cima. 

Precisamente esta década fue la que mejor le sentó. Ganó siete de las últimas ocho ligas que disputó, fue el jugador más valioso en las finales del 2019 y formó parte del quinteto ideal de la liga en las últimas tres ediciones. Además, es bicampeón de América (en total es el líder histórico con cuatro consagraciones), jugó dos Mundiales y un Juego Olímpico en esta década, en donde también ganó el Sudamericano 2012. 

Con Peñarol se llevó todos los laureles: tres Súper 8 (2006, 2009 y 2011), una Copa Argentina (2010), tres Ligas Nacionales (2009/10, 2010/11 y 2011/12) y dos Ligas de las Américas (2007/08 y 2009/10) fueron sus palmares más importantes. En San Lorenzo no fue la excepción y allí consiguió cuatro ligas (2015/16, 2016/17, 2017/18 y 2018/19), un Super 4 (2017), una Supercopa (2018) y dos Ligas de las Américas (2018 y 2019). Además, participó del Juego de las Estrellas en cinco ocasiones y fue elegido el mejor jugador del Súper 4 en 2017.

Respetado por sus rivales, amado por sus compañeros, Marcos Mata es el héroe silencioso, la hormiga que hace todo el trabajo paulatinamente, piedra por piedra, alimento por alimento. Es el menos vistoso, pero también el más importante. En defensa cubre espacios, seca estrellas rivales y no se le escapa nadie. En ataque conoce su rol, no hace nada más, ni nada menos. Corre la cancha, tiene un mortífero lanzamiento de tres puntos y una gran lectura de juego. No es egoísta, es más, a veces peca de solidario. En otras palabras, el compañero ideal, aquel que todos quieren tener. 

Según la mitología griega, Sísifo continuará cargando la piedra para siempre, pagando por una vida de artimañas, engaños y daños. Marcos Mata, por otro lado, seguirá rompiendo récords adonde vaya, demostrando que no hay techo que lo alcance, que no hay montaña lo suficientemente alta para frenarlo. Pero si algo tienen en común estos dos es que jamás se detendrán y nunca pararán de subir y trepar hasta lo más alto. Porque así son los grandes, porque así se hacen los hombres... y las leyendas. 

 

Ignacio Miranda/ [email protected]
En Twitter: @basquetplus
En Twitter: @nachomiranda14

Compartir

 



X