NBA 2019/20

Challenge NBA, ¿la pesadilla de todos los entrenadores?

16:31 07/12/2019 | La nueva herramienta de rectificación de fallos arbitrales fue implementada por la liga y no muchos están de acuerdo con ella.

Popovich es uno de los poco partidarios (Foto: NBA)

Parece que los entrenadores no tienen muy claro cómo funciona el challenge NBA. Una norma a prueba en la Liga, mediante la cual los técnicos pueden pedir que se revise una jugada por partido, con la intención de que se cambie lo que marcaron previamente los árbitros. Pese a ello, los directores técnicos siguen mostrándose reacios a la norma y estando en desacuerdo. Algunos por ignorancia, otros porque simplemente no les gusta. 

¿Cómo funciona el challenge NBA? 

Cada equipo podrá solicitar un challenge por partido, independientemente de que dicha revisión sea exitosa o no y sin ser acumulativas en el caso de no emplearse. 

Se podrá pedir el challenge para revisar faltas personales señalizadas contra tu propio equipo, fueras de banda o fondo, tapones ilegales o interferencia al aro. 

La revisión de faltas personales puede pedirse en cualquier momento del partido. El resto de revisiones no pueden solicitarse en los dos últimos minutos del partido o los dos últimos minutos de la prórroga, pero sí pueden llevarse a cabo si los árbitros lo consideran oportuno y por voluntad propia de ellos mismos. 

Para pedir el challenge, el equipo tendrá que solicitar tiempo muerto e indicar a los árbitros que quiere la revisión. 

Si un equipo no tiene tiempos muertos y aun así pide el challenge, será castigado con una falta técnica y no se revisará la jugada. 

Si se pide tiempo muerto para revisar una jugada que no es revisable, se descontará igualmente el tiempo muerto de los disponibles por el equipo que lo solicitó. 

Para cambiar la decisión de una jugada, en la revisión debe haber muestras claras del error arbitral y no dejar duda a la interpretación individual. 

Los entrenadores declaran la guerra a la norma 

"¡Odio esa regla! Nadie quiere equivocarse". Son palabras de un Doc Rivers visiblemente enfadado después de pedir que se revisase una supuesta falta personal en ataque durante el último cuarto de un Clippers-Bucks. Eso sí, su opinión al respecto del challenge NBA cambió por completo cuando los Clippers ganaron un partido ante los Thunder un par de semanas después… gracias a una revisión solicitada por él mismo. "Creo que, después de todo, el challenge es bueno para la NBA".

Evidentemente, la impresión que da es que todo depende de si el challenge NBA da la razón a los entrenadores o no. Brad Stevens perdió una revisión en un choque entre sus Celtics y los Knicks y sus palabras no fueron demasiado buenas: "Paso de los putos challenges. Es increíble".  

Las quejas podrían seguir y seguir. Por ese motivo, el vicepresidente de desarrollo y entrenamiento de árbitros de la NBA, Monty McCutchen, pide paciencia y dejar que todo el mundo se acostumbre a la nueva norma antes de poner el grito en el cielo. "Estamos muy contentos de cómo ha sido implantado un concepto y una regla tan complicados. Ha habido algunos problemas iniciales, pero en líneas generales estamos contentos", explica en declaraciones recogidas por ESPN. 

Como en todo en la Liga, el challenge NBA también puede seguirse mediante estadísticas. Hasta el 30 de noviembre, los entrenadores solicitaron un total de 174 revisiones, de las cuales sólo 75 fueron fructíferas, es decir, el 43%. 

Quejas y más quejas sobre el challenge NBA 

Un medio norteamericano hizo un sondeo entre varios de los técnicos de la Liga y, en líneas generales, no encontraron demasiados defensores del challenge NBA: 

Steve Kerr: "No soy un gran fan ". 

Erik Spoelstra: "No me gusta". 

Nick Nurse: "No estoy realmente emocionado con el tema ". 

Gregg Popovich: "Tiendo a no usarlo porque no lo entiendo. Como no lo comprendo, no lo intento".

Luke Walton: "Mi preferencia es dejar a los árbitros hacer su trabajo, y yo haré el mío".  

Brett Brown: "No me gusta. Simplemente no me gusta". 

Kenny Atkinson: "Probaré la caja del no". 

Los más acertados y los menos 

Hasta la fecha citada anteriormente, sólo un entrenador estuvo acertado en todos los challenge NBA que solicitó. Taylor Jenkins, de los Memphis Grizzlies, estuvo en lo correcto en las dos revisiones que pidió. Rick Carlisle (Dallas Mavericks) sólo perdió uno de los cuatro challenges que solicitó, mientras que Gregg Popovich (San Antonio Spurs) ‘ganó’ en dos de tres. Kenny Atkinson (Brooklyn Nets) acertó en cinco de siete y Dwane Casey (Detroit Pistons) en cinco de ocho. 

Mucha peor suerte corrieron Mike Malone (Denver Nuggets) y Alvin Gentry (New Orleans Pelicans), que pidieron cuatro revisiones y no vieron revocada ninguna señalización. Con un solo acierto aparecen Frank Vogel (Los Angeles Lakers / 1-6), Ryan Saunders (Minnesota Timberwolves / 1-5) y Lloyd Pierce (Atlanta Hawks / 1-5). 

Además, en el partido de esta semana en el que se enfrentaron Houston Rockets y San Antonio Spurs, los jueces invalidaron una volcada de Harden porque interpretaron que no pasó la red. Luego, los jugadores texanos y su entrenador, Mike D´Anthony, enloquecieron y recriminaron a los árbitros la decisión. Finalmente, el partido continuó y al día siguiente la NBA expresó un comunicado al respecto, en el que decía que el equipo de Harden podía haber usado el challenge NBA para que se modifique la sanción. Sin embargo, D´Anthony ni sus asistentes se percataron. ¿Se podrán finalmente acostumbrar a usarlo?

Fuente: 
Gigantes

Compartir

 



X