Río 2016

Hernández: "Si Delfino responde en lo físico, estará a la altura en lo basquetbolístico"

01:15 30/06/2016 | El entrenador de la selección habló sobre el llamado a Carlos Delfino y lo que imagina puede aportarle al equipo. La palabra de Oveja.

Sergio Hernández y la convocatoria de Delfino.

La noticia fue tan inesperada como positiva: Carlos Delfino fue agregado por Sergio Hernández a la convocatoria de cara a Río y tendrá una chance de pelear por un lugar en el 12 final. A continuación, hablamos con el entrenador para conocer más de lleno la situación y lo que representa la vuelta de Delfino a la selección.

- Contame un poco como fue el proceso que termina con la convocatoria de Delfino, porque imagino que esto viene de antes y que no fue algo que se decidió en estos días.

. Obviamente esto viene de antes. Ya en la previa de México él estuvo muy cerca de ir. Faltando pocos días para la concentración del equipo que iba al Preolímpico, él estaba entrenándose y estaba bien. Pero bueno, unos pocos días antes apareció un callo y tuvieron que volver a intervenirlo. Nos quedamos con las ganas. Yo seguí en comunicación con él. En realidad es uno de los jugadores de la selección con el que más me mantuve en contacto. Parecía improbable que llegara con posibilidades, pero ya hace una semana empezamos a hablar que se sentía bien, que ya estaba entrenando y que el médico le había dado el alta. Y bueno, hace tres o cuatro días, le dije: yo ya di la lista, pero si vos me decís que está todo bien y hacés básquet dos horas por día, te voy a citar por lo menos para que te pruebes y después vemos. Él nunca me pidió que lo citara, sino que me iba contando cómo estaba, pero ahí me dijo que sí, que le encantaría y que era lo que estaba esperando. Me dijo que tiene una ilusión tremenda. Y ahí no había mucho más para hablar. Imaginate un jugador que le ha dado tanto a la selección y encima con las características de Carlos, aunque haya un 20% de chances de que esté a la altura de lo que la selección necesita, ya alcanza para convocarlo. Porque acá lo peor que puede salir de esto, es que no llegue a Río pero signifique su vuelta a la actividad. Eso es para celebrar.

- Delfino es claramente un talento de este deporte y alguien que entiende muy bien el juego. Sin embargo, lleva unos tres años sin jugar. ¿Te preocupa más que nada el tema físico o lo basquetbolístico también por esta inactividad que te menciono?

. Sería muy raro que si responde físicamente, no lo haga en lo basquetbolístico. Estamos hablando de un jugador estrella en Europa, jugador NBA y no de esos que juegan apenas un minuto. En cada equipo que estuvo siempre tuvo protagonismo y de hecho todavía está en la mira de varios equipos NBA. Por lo tanto, el tema básquet no creo que vaya a ser un problema para él. Obviamente no voy a esperar al Delfino del 2010. Pero me parece que el punto de inflexión acá es lo físico. Si responde bien ahí, con el paso del tiempo y con la cantidad de partidos amistosos que vamos a tener, va a estar a la altura de las circunstancias. En lo físico es donde hay que estar más atento. Obviamente si bien en principio tendrá un tratamiento especial, porque es lógico que no esté a la altura de jugadores que vienen en actividad, pasados unos días ya va a tener que estar a la altura del resto del equipo. Si no significaría que no está para ir a jugar, obvio.

- ¿La idea es que juegue en Las Vegas?

. Sí. Yo creo que salvo que suceda una catástrofe o que él no se sienta bien esta semana en Buenos Aires, la ida a Las Vegas te diría que es un hecho. Porque ahí va a poder probar más a fondo, incluso jugando algunos minutos en los amistosos y ver cómo se siente.

- Más allá de todo lo que pueden dar desde lo deportivo, ¿creés que la presencia de Delfino y de Ginóbili pueden generar una onda de confianza al resto del plantel? Sobre todo a los jóvenes.

. Siempre los jugadores jóvenes necesitan de tutores para crecer de buena manera y para poder desarrollarse con todo su potencial. Sobre todo porque los mayores ya consagrados les quitan presión, los respaldan. Además por su jerarquía los potencian. Eso sería lo más lógico. En México fue todo muy lindo lo que hizo el equipo entero, el juego colectivo, lo de Campazzo, Laprovittola, Delía y todos... pero la clasificación tiene nombre y apellido: Nocioni-Scola. Fueron dos tipos que le dieron el cuerpo y la personalidad al equipo. Alentaron a los jóvenes, los hicieron jugar de sobremanera, los disfrutaron... y en este caso, agregándole a Manu y si encima le podemos agregar a Delfino, más todavía. Sin lugar a dudas que si él estuviera bien físicamente y basquetbolisticamente, no solo mejoraría al equipo, sino que haría crecer a muchos jugadores jóvenes.

- Te escuché un par de veces la frase que la selección no es tuya. En ese sentido, ¿hay jugadores que por lo que han hecho, merecen siempre una oportunidad, más allá del contexto o la situación específica?

. Es una frase que digo siempre. Primero y principal porque no es mia, la selección es de todos. Después yo soy responsable de este momento y la selección no se puede privar de un jugador así, aunque haya un 20% o un 30% de chances. En realidad hoy no sé cual es el porcentaje de posibilidades, porque tendría que verlo a Carlos entrenar. Pero supongamos con visión negativa que solo hay un 20% y 30% de chances; es suficiente para darle una oportunidad. Es un jugador clase NBA y que le ha dado muchas cosas a la selección, siendo muy importante en los procesos. No podemos obviarlo ni dejarlo afuera. Merece la convocatoria, no tengo ninguna duda.

- ¿El lunes ya lo tenés entrenando a Delfino?

. El lunes entrenando y si no lo echo (risas). Sí, el lunes ya entrenamos.

- Te saco un poquito de la selección, para consultarte por este momento complicado que vive la Liga. ¿Qué análisis hacés de lo que pasó con la liberación de fichas de extranjeros? Y también de todo esto que se está hablando en relación a los salarios y al contexto económico de la Liga.

. No quiero ser irrespetuoso. No entiendo la medida. No sé cuál es el fundamento. Porque si es por el tema salarios, haría un estudio rápido y te diría que algunos de los jugadores más caros de las últimas temporadas fueron extranjeros. No tengas ninguna duda. Simplemente hay que hacer la cuenta de dólares a pesos y te vas a dar cuenta. Siempre en estas temporadas algunos de los extranjeros fueron más caros que los nacionales. El que tiene dinero va a seguir gastando el dinero que tiene. El irresponsable va a seguir gastando un dinero que no tiene. Y el que cuidó su dinero siempre, lo va a seguir haciendo. No tiene nada que ver con que haya nacionales o extranjeros en ese aspecto. Igual yo no creo que vaya a haber equipos con 6 u 8 fichas extranjeras. Pero ya darle la oportunidad a los equipos que hagan eso, es algo que yo llamaría una falta de responsabilidad con el básquet argentino. Sinceramente. Cuando nace la Liga Nacional, quien la crea que es León, junto a un grupo de personas como Horacio Seguí, Osvaldo Orcasitas, Chiche Gornatti... la idea de ellos, que recorrían el país con un mapa, explicando lo que era la Liga Nacional, era que los mejores jugadores argentinos jugaban entre ellos, solamente una vez al año. Y había estrellas que capaz no se cruzaban, si no coincidían. Y León decía que si los mejores no jugaran contra los mejores, durante los meses de competencia, nunca el básquet argentino iba a crecer. Dicho esto, Argentina en 20 años de creada la Liga fue medalla olímpica. Y en 18 años fue subcampeón del mundo. Argentina siempre tuvo buena madera, no nos olvidemos de los anteriores a la Generación Dorada, pero no tenía roce. Después de lo que pregonó León que se dio, vino el éxodo a Europa, a la NBA y eso potenció a los jugadores y a la vez a la selección. 

- Sentís que se está yendo contra el principio de la Liga.

. El principio de la Liga es justamente potenciar a los argentinos, en una competencia donde los mejores jueguen contra los mejores, durante diez meses al año. Eso estuvo absolutamente cumplido y dio mucho más frutos de los esperados. Hoy suena como un atentado, por lo menos, darle la chance a los clubes que tengan de 12 jugadores, 8 extranjeros. Seríamos la NBA y nosotros, las únicas competencias en el mundo, con esa posibilidad. Y me parece que comparar a la NBA con la Liga argentina, en cualquier aspecto, es como mínimo descabellado. Así que no estoy a favor, aunque me digan que es una medida de urgencia que no va a quedar para siempre. No importa. Además no entiendo cuando se ataca a los representantes, a los jugadores, a los entrenadores, con que ganamos mucho o poco. Nosotros ganamos lo que nos ofrecen. Nadie puede ganar más de lo que le ofrece alguien. No hay forma. Y además algunos dirigentes que son casi cabecillas de esta idea, salieron a contratar automáticamente que quedó su equipo eliminado, a jugadores por el doble de lo que ganaron el año anterior en otro equipo. Entonces la verdad que te desconciertan de una manera tremenda. Ojalá sea simplemente una actitud por falta de experiencia y que después la encaminen, para que la Liga Nacional vuelva a ser lo que tiene que ser.

 

En Twitter: @basquetplus
En Twitter: @JuanEstevez90
 

Compartir