NBA 2014/15

Los Hawks en venta: la NBA y un nuevo conflicto de racismo

15:28 10/09/2014 | Volvieron a reflotar los comentarios racistas en la NBA. Ahora volcados en Atlanta, que ya tiene en venta parte de su franquicia por este hecho.

Entre Bruce Levenson, Loul Deng y Danny Ferry, el único que tuvo palabras afortunadas fue el jugador de Miami.

El pasado fin de semana estalló una nueva polémica en la NBA en torno al racismo. Meses después del caso de Donald Sterling en Los Angeles Clippers, otra vez los propietarios de una franquicia volvieron a ser el centro algunos comentarios desafortunados, esta vez orientándonos puntualmente a lo que sucedió en Atlanta Hawks, equipo que hoy está a la venta.

Es que Bruce Levenson, copropietario y accionista de los Hawks, fue obligado a vender su parte propietaria debido a un incidente racista producido en el 2012 y a través de los un correo electrónico. En dicho mail, Levenson le expresó al general manager Danny Ferry algunas ideas para elevar la cantidad de público presente en los partidos de Atlanta, aunque los términos usados, independientemente de la propuesta en sí, no fueron aptos.

Levenson sugería formas para mejorar el entorno, aumentar el número de aficionados y potenciar los ingresos económicos de la franquicia pero con una estrategia poco feliz. "Mi teoría es que la multitud negra asusta a los blancos y sencillamente no hay suficiente asistencia de aficionados negros para tener una venta de boletos significativa", habría expresado Levenson en el correo.

El accionista de los Hawks admitió posteriormente que se percató de que el mail parecía sugerir que los aficionados blancos eran más importantes que los negros, por lo que este mismo documento estuvo en revisión y análisis por parte de los directivos de la NBA. Al hacerse público este correo, Levenson admitió que sus palabras fueron inapropiadas y ofensivas, por lo que decidió vender su parte propietaria.

"He dicho repetidamente que la NBA debe tener tolerancia cero hacia el racismo y creo firmemente en eso", dijo Levenson mediante un nuevo comunicado emitido en los últimos días.

Con Levenson fuera de Atlanta, comenzaron a aparecer varios empresarios y figuras con el objetivo de adquirir esta parte de la franquicia (uno de ellos es el ex Hawks Dominique Wilkins, histórico del equipo). Pero en las últimas horas, además de Levenson, también se vio involucrado el general manager Danny Ferry, que habría tenido duras palabras con Loul Deng, actual Miami Heat, en una junta de directivos de los Hawks realizada en junio y con el fin de discutir posibles refuerzos para la temporada 2014/15.

"Es un muchacho joven dentro de todo, un buen tipo en general, pero no es perfecto. Tiene muchas cosas de África por dentro y no lo digo en el mal sentido de la palabra. Es una de esas personas que puede tener una linda tienda por un lado, pero que vende artefactos falsificados por atrás", fueron las palabras de Ferry.

Ante el ruido que volvieron a hacer estas insensibles declaraciones, se pidió el despidió de Ferry, aunque Steve Koonin (interino tras la salida de Levenson) solamente dijo que se lo castigará por este hecho, dejando entrever la posibilidad de que Ferry continúe con su cargo de general manager. Horas más tarde, Ferry emitió un comunicado a través de los Hawks donde se disculpó por sus comentarios y le pidió perdón a Deng.

En medio de todas declaraciones desafortunadas, que desde ya deberían ser erradicadas definitivamente de cualquier ambiente, Loul Deng salió a defenderse sobre estos comentarios que lo involucran. El jugador de los Heat mostró la postura más coherente, y en un nuevo comunicado expresó lo siguiente:

“Tiene un poco de África en él. Estas palabras han sido recientemente usadas para describirme. Es algo que debería hacer sentir orgulloso a cualquier padre africano por ser reconocidas sus raíces. Estoy orgulloso de decir que, de hecho, tengo mucho de África en mí, no sólo ‘un poco’. Durante toda mi vida, mi identidad ha sido motivo de orgullo y fuerza. Junto con mi familia y amigos, en mi país del Sudán del Sur y a lo largo y ancho del continente africano, no puedo pensar en otro privilegio mayor que hacer lo que amo mientras represento mis raíces en el escenario más alto. Desafortunadamente, el comentario sobre mis raíces no fue hecho con el mismo respeto y aprecio.
“En lo referente a mi condición de agente libre, todo debía haberse concentrado puramente en mi habilidad como profesional y atleta. Todas las personas tienen el derecho a ser tratadas con respeto y evaluadas como individuo, en lugar de ser reducidas a un estereotipo. Estoy triste y en desacuerdo con que esta forma de pensar todavía exista. Estoy todavía más perturbado de que sea compartida libremente en un tema de negocios.
Sin embargo me consuelo sabiendo que hay gente que no está cómoda con esto y tiene el valor de hablar. De la misma forma, una generalización no debe definir a un grupo de personas, y la actitud de unos pocos no debe definir a toda una organización o liga.
Finalmente, estoy agradecido de pertenecer a una organización que me aprecia por lo que soy y ha hecho todo lo posible para hacerme sentir bienvenido”.

 

Fuente: 
Básquet Plus

Compartir

 



close Don't Show Again

Your browser does not support iframes.