NBA

25 de junio: la fecha más importante en la historia de los Spurs

20:15 25/06/2020 | Ese día pero de 1997, la franquicia seleccionó a Tim Duncan en el Draft. Exactamente dos años después, ganaron su primer título.

Duncan en el Draft y en la coronación de 1999. (Foto: Getty Images)

Existen dos momentos que explican mejor que cualquier otro el impacto que Tim Duncan ha tenido en la historia de San Antonio Spurs. La demostración de que su aparición supuso un antes y un después en la vida de la franquicia texana. Curiosamente, ocurrieron exactamente el mismo día pero con dos años de diferencia.

El primero tuvo lugar en 1997, cuando el equipo tomó la decisión que cambiaría para siempre su rumbo. Durante aquella edición del Draft seleccionaron en la primera posición a Tim Duncan, un joven que había brillado en la Universidad de Wake Forest gracias a sus promedios de 20,8 puntos, 14,7 rebotes, 3,2 asistencias y 3,3 tapones en 31 encuentros disputados. "Entonces, Pop, lo único que escucho de que llegué aquí es que vas a traspasarme. ¿Es cierto?", le dijo el ala pivote a Gregg Popovich esa noche. Una mente maestra como la del flamante entrenador (llegó al puesto en 1996 luego de ser GM) jamás hubiese barajado esa posibilidad.

Apenas dos años tuvieron que pasar para que ocurriera el segundo: ganar el primer título de la institución. Los Spurs nacieron en la extinta ABA y llegaron a la NBA en 1976, cuando la competencia adoptó a cuatro organizaciones de esa liga. Sin embargo, hasta ese momento ninguno de los elegidos había podido conseguir un campeonato. Y la historia demuestra que sólo San Antonio ha logrado hacerlo. Todo comenzó en 1999, cuando aprovecharon el retiro de Michael Jordan y la acortada temporada del lockout para hacerse más fuertes que nunca.

Con Duncan y David Robinson como protagonistas de la dupla denominada "Torres Gemelas", Popovich pudo construir un elenco dominante que alcanzó las Finales y se impuso a los New York Knicks, el octavo clasificado de la Conferencia Este. Fueron cinco encuentros, en los que el interno que había sido drafteado dos temporadas atrás emergió como la estrella que iba a ser a lo largo de su trayectoria. Promedió 27,4 puntos, 14 rebotes, 2,4 asistencias, 2,2 bloqueos y 1 robo y fue nombrado MVP Finals con tan sólo 23 años.

Desde ese entonces, los Spurs han sido un ejemplo de cómo obrar para conseguir el éxito. La vigencia de una dinastía que levantó el trofeo Larry O'Brien en cinco ocasiones se pudo ver reflejada en el máximo exponente que exhibieron dentro de la cancha. Alguien que tiene bien ganada su reciente inclusión al Hall of Fame y que cuenta con un legado que todos los 25 de junio se vuelve cada vez más grande.

Compartir

 



X