F4 Euroliga

El Fantasma Spanoulis lo hizo de nuevo: ¡Olympiacos finalista de la Euroliga!

14:42 19/05/2017 | Le ganó al campeón CSKA 82-78 con un mágico Spanoulis, que venía mal pero metió 7 puntos clave en el último cuarto.

Spanoulis, el gigantesco fantasma ruso (Foto Euroleague)

Duelo con mucha historia el que arrancaba la Final Four de la Euroliga en Estambul: CSKA-Olympiacos. Los griegos frustraron varias veces a los rusos, la última vez en la réplica de estas semis, hace dos años, en Madrid, cuando terminó coronándose el Real en la final, justamente ante los griegos. 

Y ese antecedente, en este caso, tuvo su peso. CSKA tomó rápidamente el mando aprovechando la bajísima puntería del Olympiacos (4/19 en el primer cuarto, 1/7 triples), mérito de su gran defensa, sacando hasta 9 de ventaja, pero sin romperlo. Con Teodosic -ex OLY- tocado, fue igualmente el serbio el que asumió el compromiso ofensivo con su escudero De Colo. Entre ambos anotaron 25 de los 40 puntos de su equipo al finalizar los primeros 20, que tras una ventaja máxima de 13 (40-27), empezó a achicarse con una bomba de Agravanis sobre el cierre del período (40-33).

El inicio del tercer cuarto fue el más complicado para el CSKA, que vio cómo su rival empezaba a encontrar una de sus principales armas, el triple, de la mano de Papanikolaou (2 seguidos), para achicar la distancia a 3. Con Spanoulis poco activo, todos esperaban el momento en el que el Fantasma dijera presente, pero pasaban los minutos y Vassilis seguía abollando el aro (0/5 triples).

CSKA varias veces sacó 10/12 puntos y Olympiacos, indefectiblemente, revivía con triples. Para su estrategia, no estaba mal. Con De Colo acobachado y Teodosic ya sin tantas piernas, el Fantasma empezó a crecer: dos golazos en penetración, manejo de los tiempos... Olympiacos logró ponerse a 1, pero no pudo dar el golpe en ese momento. Tuvo que esperar que Spanoulis calibrara la mira y, en el sexto intento, metiera su primer triple para darle la primera ventaja a su equipo, 74-73, faltando 1:53. 

Ya no era tema de defensas o ataques, era tema de hombres con cabeza fría y mano caliente. Pérdida de CSKA, alley oop de Spanoulis con Birch (76-73), triple de Teodosic (76-76) y triple de Green (79-76 Olympiacos). Casi 42 segundos para el cierre. Una locura. Falta sobre Milos y el serbio que tira 1/2 (79-77). 37s9 y minuto de Sfairopoulos. Todo era tensión.

Falló Olympiacos, Teodosic quiso hacer la heroica con un tiro de 3 que le quedó corto, Spanoulis erró un libre de dos faltando 6 segundos (80-77), y Higgins quiso hacer el milagro cuando recibió falta y fue a la línea. Metió el primero, tiró el segundo a errar pero el balón se fue afuera y quedó en manos de Olympiacos, que se llevó, otra vez, el duelo de David contra Goliat.

 


 

Fabián García / fabiangarcia@basquetplus.com
Enviado especial a Estambul (Turquía)
En Twitter: @basquetplus
 

Compartir